Como adelgazar / bajar de peso sin hacer ejercicio

¿Quieres adelgazar / bajar de peso sin hacer ejercicio? Se puede lograr realizando algunas modificaciones saludables a tu rutina y dieta diaria. A continuación te decimos de que forma lo puedes hacer.







1. Contando las calorías

En una dieta para adelgazar / bajar de peso se resume en una simple cuenta: tienes que quemar más calorías de las que ingieres. Investiga cuántas calorías tienen los alimentos que sueles consumir, suma todo al final de cada día o descarga una aplicación para contar calorías (como MyFitness Pal, u otras más). Asegúrate de ingresar todo lo que has comido después de cada comida. 

Para este caso nosotros hacemos el trabajo por ti, tenemos viandas con calorías controladas que puedes ver en Dieta - Bajar de Peso. Es una solución bien práctica: 5 minutos y ya estarás alimentándote saludablemente sin pasarte y con la cantidad exacta. 







2. Desayuna siempre

Es falso y no perderás más peso si salteas el desayuno. El desayuno es la comida más importante del día porque te llena de energía, activando el metabolismo y hace que funcione durante todo el día.

Al trabajar tu metabolismo en la mañana comienza a quemar calorías. 
Cuando no comes por períodos largos, tu cuerpo se pone en plan de ayuna ya que la comida escasea y eso se traduce en que se quema menos energía.

Ingiere alimentos con proteína o fibra. El sistema digestivo le toma un poco más de tiempo en descomponerlos que los alimentos dulces con muchos carbohidratos. Procura comer alimentos como frutas frescas y vegetales y huevo (si tu salud lo permite).




3. Organízate y come siempre en horarios regulares

Procura comer siempre tus comidas a la misma hora cada día. El comer en un horario regular le ayuda a tu cuerpo a establecer un patrón de conducta que le permitirá quemar la cantidad correcta de calorías. Si tus hábitos de alimentación son impredecibles o sueles saltar comidas, tu cuerpo tenderá a trabajar en plan reserva, guardando más calorías para una emergencia.
Tener horarios además te ayudará a controlar mentalmente el consumo de los alimentos. 




4. No comas en frente de la computadora o televisión. 
Si tienes este hábito, no estarás mentalmente ocupado en alimentarte, tu mente estará distraída en otras cosas. Procura enfocarte en comer con tranquilidad saboreando cada bocado. Además dicha conducta fomenta el sedentarismo. 




5. Antes y/o durante de cada comida, toma un buen vaso de agua. 

A veces lo que uno cree que puede ser hambre, es sed. No es fácil darse cuenta de la diferencia. Tomar un buen vaso de agua y aguardar unos minutos te puede ayudar para saber que en verdad tienes hambre antes de comenzar a comer. Además el agua te ayudará a que te sientas más satisfecha con menos comida porque ocupará espacio en tu estomago. Si no puedes tomar un vaso completo antes de la comida, puedes intentar hacerlo de a sorbos entre cada bocado. 

Si te gusta el agua endulzada, puedes probar para añadirle sabor de forma natural. El secreto básico para beber más agua es tener un poquito más de voluntad y, si es posible, disfrutar mientras bebemos. Un modo fabuloso de conseguirlo es:

- Una rebanada de limón o jugo de limón y si tienes una hojita de menta 
- Licuar un pepino y mezclarlo con un poco de jugo de limón
- Licuar frutas o poner en trocitos (frutilla, pera, naranja o manzana)
- Trozos de frutas con canela
- Chia con un poco de limón

Si eres un bebedor habitual de refresco o jugo o si habitualmente bebes cerveza o vino con la cena, considera la posibilidad de intercambiar tu bebida típica por agua para aumentar tu consumo de agua. Aunque cada una de estas bebidas tienen un contenido de agua muy alto, puedes aumentar tu consumo total de agua y eliminar los efectos secundarios de las bebidas azucaradas, con cafeína y alcohol bebiendo solamente agua.

Bebe al menos 2 litros (8 vasos) de agua como mínimo al día antes y/o durante de las comidas y antes de acostarte.



6. Consume alimentos que se digieran más despacio

Ingerir alimentos que son más complicados de digerir te ayudará a sentirte saciado por más tiempo. Además mantendras a tu metabolismo ocupado. 
Puedes enfocarte en alimentos altos en fibras (si tu salud lo permite):
Algunas frutas (como peras, manzanas y frutillas)
Vegetales (brócoli, chauchas, acelga, zapallo, etc)
Nueces y leguminosas (frijoles, almendras y lentejas)
Granos (sésamo integral, copos de salvado, cebada, chia, etc)




7. Come bocados más chicos

Cuando comas, evita los bocados grandes dentro de tu boca. Lo mejor es que dividas tu comida en más bocados. Esto hace que comas más despacio, lo cual alarga tu comida y te ayuda a darte cuenta cuándo estás lleno o saciado.
Corta tu comida en pequeñas porciones y utiliza cubiertos más chicos. Si sueles comer con una cuchara grande, usa una cuchara más pequeña en su lugar.





8. Controla alimentarte por estrés

La ansiedad y el estrés pueden llevarte a la obesidad, ya que muchas personas se comen sus preocupaciones. El comer sin estar con hambre le suma a tu dieta muchas calorías que no necesitas y que pueden ser fácilmente recortadas liberando el estrés.
Busca otra actividad para hacer. En lugar de comer por gusto o placer haz algo como meditar, ejercitarte, escuchar música, tocar un instrumento musical, leer o salir a dar una vuelta para despejarte.
Duerme bien. La falta de sueño puede ocasionar que te sientas con mayor más estrés y por lo tanto con más hambre durante el día. Procura dormir al menos 8 horas cada día. Sino puedes dormir tantas horas entonces una siesta en la tarde puede ayudar. 
Despeja tu mente antes de comer. Respira profundamente y calma tu ritmo cardíaco antes de comer. Mastica con lentitud y toma varios respiros entre los bocados. Si comes muy rápido, lastimarás tu estómago porque comiste de más sin saberlo. Disfruta la comida.




9. Evita alimentarte a altas horas de la noche

Tu cuerpo no quema muchas calorías mientras estás durmiendo. Sigue estos consejos para combatir los antojos nocturnos:
Pon un límite. Debe de ser al menos 2 horas antes de irte a dormir. 
Si no puedes estar sin hacer nada, pon a hervir un té (sea verde, común con limón o dulce sueños) y bébelo lentamente antes de irte a descansar. 


No te frustres si cedes a tus antojos de vez en cuando. Solo asegúrate de regresar al buen camino después de eso y controla siempre las porciones (cantidades de lo que ingieras y la composición nutricional).

En el caso de nuestras viandas realmente dan resultado. Muchos clientes bajan de peso sin hacer ejercicio. Si tu salud te lo permite, realiza algún tipo de actividad física (sea caminar 30min diarios o 10.000 pasos como mínimo), es lo ideal. Pues ayudará a que puedas adelgazar / bajar de peso en menor tiempo y además te mejorara aun más tu calidad de vida. 



Vea después si le interesa: 




Como Adelgazar / Bajar de peso sin hacer ejercicio

Beneficios y Ventajas que tiene Adelgazar para tu Salud



Todo lo que necesitas saber para alcanzar tu peso ideal y tener una dieta saludable
Las 10 Razones para comer Saludable